FICHA

Título original Génesis, en la mente del asesino
Título en España: Génesis, en la mente del asesino
Temporadas
: 2 (22 entregas)
Duración episodio: 50 minutos.
Año: 2006-2007
Nacionalidad: España
Temática
: Policíaca
Subgénero: Intriga
Resumen: Una brigada especial formada por cuatro investigadores ha sido creada para compartir a crímenes particularmente inexplicables. Cada episodio es autoconcluido y varían algunos de los protagonistas de la primera a la segunda temporada, constituyendo, en cualquier caso, un intento español de aproximarse a la serie CSI
Actores: Pep Munné, Quim Gutiérrez, Sonia Almarcha, Fanny Gautier, Juana Acosta, Enrique Arce, Roger Coma, Verónica Sánchez, Álvaro Báguena, María Almudéver
Lo mejor: El placer de ver a actores que prometían en sus comienzos hace casi quince años.
Lo peor: La primera temporada peca de exceso de truculencia
Lo más curioso
: No fue muy vista por el público, pero sí recibió críticas profesionales muy favorables.                                                                     
¿Cómo verlo?: Se estrenó en La Cuatro el 3 de mayo de 2006. Puede obtenerse mediante programas de intercambio de archivos y comprarse en DVD.

Puntuación: 7

PROMO

PROMO

PROMO

PROMO

INTRO

DESCARGA TORRENT (Reinventorrent)

WEB OFICIAL (La Cuatro)

COMPRAR DVD (ebay)

Lo menos que puede decirse sobre GÉNESIS, EN LA MENTE DEL ASESINO

La primera década del milenio fue el gran momento de CSI en sus variantes locales, a partir de las cuales se creó un nuevo modelo de cine policial en la que el investigador se convertía en científico, psicólogo (Mentes criminales, Lie to me). Y funcionó, por lo que no es de extrañar que surgieran intentos nacionales de copiar la “metodología forense” para resolver crímenes. España, por supuesto, no se vio libre de esta moda. Y así nación, Génesis, en la mente del asesino. El problema con esta serie es que, puestos a admirar algo, mejor el original que las copias, sobre todo si estas carecían de guiones refinados y un menor presupuesto que las series norteamericanas. De ahí que no puede extrañar que esta serie, estrenada en 2006 no fuera apreciada ni seguida por el público, aunque si mereció críticas elogiosas e incluso fue nominada para algún premio.

“Mateo Rocha” (Pep Munné) es el jefe de una brigada policial destinada a esclarecer crímenes particularmente siniestros e inhabituales. Cuanta con la ayuda inestimable de su hermano (Quim Gutiérrez), un jovial policía científico al cabo de la calle de cualquier técnica de investigación forense; y luego están “Lola Casado” (Verónica Sánchez), psicóloga y antropóloga y “Laura” (Sonia Almarcha) encargada de las autopsias. En la segunda temporada variarán los personajes e incluso la orientación de la serie cuyos episodios autoconcluidos abandonarán la sordidez y lo tétrico que presidió la primera temporada, para retornar por los senderos trillados de las series policiales convencionales.

En su conjunto y a quince años vista, no puede decirse que fuera una mala serie, si bien ha quedado superada por otros productos posteriores. Uno de los problemas de la serie es que participaron demasiados guionistas y eso explica las diferencias entre cada uno de los episodios, así como el grado de coherencia interna de cada uno de ellos (que resultaron, tanto en la primera como en la segunda temporada, bastante desiguales). Era, más bien, una serie discreta con problemas de orientación. Los malos resultados en la audiencia se explicaron al terminar la primera temporada por la selección de los temas, así que en la segunda se cambió radicalmente la orientación… La serie recuperó público, pero nunca superó el 7,5% de audiencia.

El principal atractivo consiste en ver a actores que posteriormente se han consagrado (Quim Gutiérrez) en sus primeros pasos y lo mismo puede decirse de Juana Acosta (que aparece en la segunda temporada) y de Fanny Gautier. El mismo Pep Munné se encontraba en aquel momento provisto de los atractivos de la madurez.

La serie puede encontrarse con cierta facilidad a través de programas de intercambio de archivos o bien comprándola en DVD. Es una pieza curiosa, reflejo de una época y de cómo se transmiten las modas por encima de las fronteras. Gustará a tres tipos de público: los amantes de las producciones españolas, los amantes de recordar épocas pretéritas a efectos de comparación y los amantes de la “investigación forense” (si bien, ésta serie está muy por detrás de los CSI que encandilaban en aquellos mismos momentos.

(SI ESTA CRÍTICA LE HA SERVIDO PARA ALGO O LE HA AYUDADO EN ALGO, PULSE LA PUBLICIDAD QUE ACOMPAÑA Y QUE NOS AYUDA A MANTENER LA WEB. GRACIAS).