FICHA

Título original: Missions
Título en España: Missions
Temporadas: 2 (20 entregas)
Duración episodio: 25 minutos.
Año: 2017-2019
Nacionalidad: Francia
Temática
: Ciencia Ficción
Subgénero: Marte
Resumen: Un grupo de astronautas viajan a Marte en el proyecto impulsado por un multimillonario que los acompaña. A poco de llegar, reciben un SOS de un vuelo anterior de la NASA que se les ha adelantado y parece estar en dificultades. Al buscar a los astronautas de esta nave encuentran casualmente a otro tendido en el suelo marciano y desaparecido décadas antes.
Actores: Hélène Viviès, Clément Aubert, Mathias Mlekuz, Jean-Toussaint Bernard, Giorgia Sinicorni, Côme Levin, Adrianna Gradziel, Arben Bajraktaraj, Vincent Londez, Natacha Andrews, Nathan Willcocks, Ben Homewood, Shane Woodward, Bernard Blancan, Ian McCamy, Stany Coppet
Lo mejor: La relación medios empleados con los resultados obtenidos.
Lo peor: Serie con interpretaciones muy desiguales.
Lo más curioso
:   Las escenas “marcianas” se rodaron en Marruecos.                                                                     
¿Cómo verlo?: Se estrenó en  Syfy el 19 de abril de 2021. Puede obtenerse mediante programas de intercambio de archivos y comprarse en DVD.

Puntuación:

PROMO (en castellano)

PROMO (VO subtitulado en inglés)

PROMO (en francés)

PROMO (en francés)

VER SERIE (Movistar+)

DESCARGA TORRENT (Reinventorrent)

WEB OFICIAL (SyFy)

WEB OFICIAL (OCS)

COMPRAR DVD (Amazon)

Lo menos que puede decirse sobre MISSIONS

Missions, una serie francesa de ciencia ficción particularmente interesante, ha tardado cuatro años en cruzar los Pirineos. Es una serie extraña, a ratos perturbadora, con golpes de efecto al final de cada entrega y un formato que, en realidad, sería más propio de una comedia de situación (25 minutos por entrega y acción desarrollada en espacios cerrados). Pero el resultado es buen e, incluso en algunos momentos, excelente, a pesar de los altibajos de la trama y de las interpretaciones.

La serie comienza con la reconstrucción del accidente que costó la muerte de Vladimir Komarov en 1967 y que hizo de él el primer astronauta que murió en el curso de un vuelo espacial. Antes, había participado en el primer vuelo espacial con tripulación múltiple. La historia cuenta que, en aquel momento, la falta de seguridad de las cápsulas espaciales era muy elevada y la leyenda añade que Komarov aceptó participar en la misión de la Soyuz 1 para evitar que debiera hacerlo su amigo, Yugi Gagarin. Durante la primera entrega no terminamos de entender por qué la siguiente escena tras el accidente que costó la vida a Komarov, la acción nos traslada a bordo de la nave Ulysse que está a punto de llegar a Marte, en lo que constituye el resultado de la iniciativa privada impulsada por un multimillonario y de la participación pública de la Agencia Espacial Europea. Pero 24 horas antes de ser los primeros en llegar a Marte, tienen noticia de que una nave norteamericana se les ha adelantado. Sin embargo, la nave norteamericana parece haber tenido problemas y lanza un SOS que obliga a la nave Ulysse a atenderlo. El superviviente que encuentran no es el que esperaban de la norteamericana, sino a alguien que debía estar muerto desde hace mucho y que, para colmo, tiene una tercera cadena de ADN…

La serie está realizada con habilidad y gusto por la tensión dramática y el enigma irresoluble. Responde bastante bien a las características de los últimos vuelos espaciales y a las perspectivas actuales de la cosmonáutica, destacando la tendencia a la privatización (los dos empresarios que financian los vuelos, “Meyer” y “Goldstein”, son multimillonarios poco interesados en los avances científicos). Obviamente, el fondo del guion, es fantástico y absolutamente improbable, pero muchos elementos que aparecen en la trama (un Alexa evolucionado y convertido en partener habitual de los miembros de la tripulación y las características del vehículo espacial de exploración marciana, sugieren que los productores se han informado de cómo podría ser un viaje “privado” -o, más bien, privatizado- a Marte).

Los miembros de la tripulación tienen los rasgos bastante bien definidos: la astronauta que ha perdido a su marido en el curso de la misión, la psicóloga que recuerda las historias que le contaba su padre de pequeña, el nuevo comandante de la misión preocupado por seguir las órdenes en todo momento, el programador de Inteligencia Artificial, inmaduro y que se divierte con sus propias creaciones, el astronauta preocupado especialmente por salvar el pellejo y la científica que destila cierto erotismo en la misión… No siempre el casting ha sido el acertado y los roles no se corresponden en algunos casos con las definiciones del guion.

A partir del episodio 4 se percibe que el guion se ha convertido en tan absolutamente retorcido que va a resultar muy difícil encontrar una salida airosa y una explicación coherente al final del camino. Se perciben con facilidad las limitaciones presupuestarias, pero, uno de los mejores aspectos de esta serie es que la relación inversión-resultados es óptima.

Missions, contiene todos los elementos propios de la mejor ciencia-ficción y trata de enlazar fantasía, historia y actualidad. El resultado es bueno y la serie está garantizada para gustar a los amantes de la ciencia-ficción, pero también a los que buscan productos que tengan un interés y una calidad aceptables. La de esta se sitúa por encima de la media.

Por cierto, el soundtrack es la canción “Genèse“ interpretada por JANSKI Beeeats que ha sido creada para la serie “Missions”

La música de toda la serie está al cargo de Etienne Forget. La podéis encontrar en Spotify

(SI ESTA CRÍTICA LE HA SERVIDO PARA ALGO O LE HA AYUDADO EN ALGO, PULSE LA PUBLICIDAD QUE ACOMPAÑA Y QUE NOS AYUDA A MANTENER LA WEB. GRACIAS).