FICHA

Título original Traces
Título en España: Traces
Temporadas: 1 (6 entregas)
Duración episodio: 60 minutos.
Año: 2020
Nacionalidad: Reino Unido
Temática
: Drama
Subgénero: Intriga
Resumen: Una joven es contratada como auxiliar de laboratorio en un gabinete forense que trabaja para la policía. En uno de los cursos on-line sobre ciencia forense cree que el caso presentado es el de su madre que resultó asesinada años antes. Poco después conoce a un joven que está siendo investigado por un incendio y cuyo padre había conocido a la mujer asesinada.
Actores: Molly Windsor, Laura Fraser, Jennifer Spence, Michael Nardone, Martin Compston, John Gordon Sinclair, Morayo Akandé, Carly Anderson, Laurie Brett, Andrea Hart, Anna Leong Brophy, Neve McIntosh, Phil McKee, Vincent Regan, Jack Tarlton, Duncan Pow, Bhav Joshi, Kieran Brown, John Clyde, Jamie Marie Leary, Rachel Logan, Val McDermid, Craig McDonald-Kelly, Steven Miller, Hiftu Quasem, Andrew Steel, Ian Pirie
Lo mejor: la historia, en sí misma, es atrayente especialmente por su realismo.
Lo peor: algunos de los papeles protagonistas no resulta excesivamente creíbles.
Lo más curioso
:  A pesar de que transcurre en Dundee (Escocia), la mayor parte está filmada en Manchester.                                                                      
¿Cómo verlo?: Se estrenó en Filmin en marzo de 2021. Puede obtenerse mediante programas de intercambio de archivos y comprarse en DVD.

Puntuación: 7,5

PROMO (en inglés)

PROMO (en inglés)

PROMO (en inglés)

PROMO (en castellano)

VER SERIE (Filmin)

DESCARGA TORRENT (Reinventorrent)

WEB OFICIAL (Filmin)

WEB OFICIAL (BBC)

COMPRAR DVD (Amazon)

Lo menos que puede decirse sobre TRACES

Los ingleses, esos reyes de las miniseries, lanzaron a finales de 2019 ésta ambientada en Dundee (Escocia). No es, desde luego, la mejor miniserie británica, pero sí una de esas que merece la pena verse, en especial en estos tiempos dominados por productos irrelevantes, producidos a prisa y corriendo para públicos cada vez menos exigentes. Nos pone en contacto con la “ciencia forense” popularizada por los distintos CSI norteamericanos, sólo que aquí resulta mucho más realista y verosímil.

La protagonista es una becaria que quiere prosperar en un laboratorio forense que trabaja para la policía de Dundee. Su madre desapreció unos años antes y sus restos se encontraron en una fosa, pero el análisis forense de la época fue descuidado y erróneo y el caso quedó clasificado como “no resuelto”. Viendo uno de los cursos on-line, la becaria “Emma Hedges”, cree ver que el caso presentado es el de su madre. No lo es, pero esto sirve como detonante para que sus compañeros de laboratorio conozcan su historia. Uno de los casos que debe investigar es el de un club que ha ardido. Todo induce a pensar que se ha tratado de un incendio provocado. Hay víctimas y la investigación apunta a una empresa de construcción que fue negligente a la hora de aplicar los cortafuegos exigidos por la legislación. El hijo del propietario de esta empresa conoce casualmente a “Emma” e inicia una relación, mientras ella hace todo lo posible para reabrir el caso de su madre. La investigación forense sobre el incendio y el asesinato de la madre, terminarán convergiendo.

El guion puede aparecer como algo enrevesado, pero, en realidad, no lo es tanto, a poco que se permanezca atento a las imágenes. Hay, como máximo, alguna escena poco convincente, pero, en general está bien atado. La filmación nos muestra algunos lugares de Dundee que encandilarán y estimularán a los viajeros. Pero donde la serie tiene fallos es en el casting que, en esta ocasión, no ha estado tan acertado como en otras miniseries británicas. Algunos actores no logran hacerse con el personaje. Si hubiéramos de destacar alguna interpretación, la de Martin Compston, un rostro popular en el mundo de las miniseries, demuestra ser de nuevo convincente en sus actuaciones, incluso, a pesar de que el papel que le ha tocado en suerte sea uno de los menos consistentes.

A la protagonista solamente la habíamos visto en una serie terrible (La Infamia), su carrera está aún en los primeros pasos y, si bien es cierto que aporta frescura a esta serie, adolece de falta de carisma y de presencia escénica. No fue la actriz que vimos en La infamia, quizás porque, en esta producción, los rasgos de su personaje no están completamente perfilados.

Es, en definitiva, una serie que se ve rápido. No dejará excesivos recuerdos y se olvidará con facilidad, pero tampoco decepcionará. Es puro entretenimiento, con pinceladas de intriga, y en la que aprenderemos algo sobre técnicas forenses realistas.

(SI ESTA CRÍTICA LE HA SERVIDO PARA ALGO O LE HA AYUDADO EN ALGO, PULSE LA PUBLICIDAD QUE ACOMPAÑA Y QUE NOS AYUDA A MANTENER LA WEB. GRACIAS).