FICHA

Título original Upload
Título en España: Upload
Temporadas: 1 (10 episodios)
Duración episodio:  minutos.
Año: 2020
Nacionalidad: Estados Unidos
Temática
: ciencia ficción
Subgénero: transhumanista
Resumen: Un joven bastante irresponsable fallece en un accidente que él mismo ha provocado. Antes de morir se le da la posibilidad de tratar de salvarlo por vía clínica o bien ser almacenado en “la nube” donde tendrá una vida virtual y podrá seguir comunicándose a través de redes sociales con su familia. Elije esta última opción. Tanto él como su asistente personal, una relaciones públicas que trabaja en atención al cliente de la empresa que facilita estas posibilidad, sienten desde el principio cierta empatía.
Actores: Robbie Amell, Andy Allo, Chris Williams, Kevin Bigley, Owen Daniels, Christine Ko, Allegra Edwards, Zainab Johnson, Elizabeth Bowen, Chloe Coleman, Yvetta Fisher, Barclay Hope, Hilary Jardine, Rhys Slack, Jessica Tuck, Scott Patey, Philip Granger, Phoebe Miu, Brea St. James, Matt Braunger, Andy Thompson, Wayne Wilderson, Carmel Amit, Kylee Bush, Karis Cameron, Stephi Chin-Salvo, Kristine Cofsky, Ian Hawes, Aidan Kahn, Arkie Kandola, Tarun Keram, Chris Logan, William MacDonald, Cynthia Mendez, Ariana Nica, Christin Park, Debbie Podowski, Arlina Rodriguez, Mark Rolston, Peter James Smith, Maria Turner, Aliza Vellani, Matt Visser, Elizabeth Weinstein, Tim Zhang, Josh Banday, Johnny Chávez Siuce, Julia Cho, Megan Ferguson, Andrew Herr, Charlie Hewson, Jordan Johnson-Hinds, Celeste Pechous, A.J. Rivera, Amy Tolsky, Greg Romero Wilson
Lo mejor: una temática que hoy es ciencia ficción, pero pasado mañana no lo será.
Lo peor: excesivamente parecida a alguna miniserie inglesa sobre el mismo tema (Black Mirror)
Lo más curioso
: vemos algunos de los avances que, en estos momentos, se están estudiando en laboratorios tecnológicos.
¿Cómo verlo?: Se ha estrenado mundialmente en Amazon Prime Video el 1 de mayo de 2020. Puede bajarse mediante programas de intercambio de archivos.

Puntuación: 8

PROMO (en inglés)

VER SERIE (Amazon Prime Video)

DESCARGA TORRENT (a través de eMule)

WEB OFICIAL (Amazon Prime Video)

COMPRAR DVD (no está a la venta)

Lo menos que puede decirse sobre UPLOAD

El problema de las series transhumanistas es que, a pesar de la novedad de estas concepciones, no dan para mucho desde el punto de vista argumental: la idea del transhumanismo es que con el advenimiento de la cuarta revolución industrial promovida por la genética, la inteligencia artificial, la criogenia y la nanotecnología, la vida va a poder prolongarse hasta el infinito, sino es por medios biológico, si al menos por medios digitales. En el momento en el que se perfeccione la posibilidad de conectar el cerebro con un ordenador, será posible descargar todo lo que somos, todo lo que anida en nuestro cerebro, en una partición en “la nube” y, por tanto, a la hora de morir, seguiremos presentes en el mundo digital, pudiéndonos mover a nuestro antojo. El transhumanismo tiene muchas otras vertientes (clonación, robótica, biónica, astronáutica), pero sería inútil decir que ésta es por la que las grandes fortunas de Silicon Valley están apostando más decididamente. No es raro que el tema haya llamado ya la atención de numerosos guionistas.

Desde que a mediados de los 80 se estrenó la película El cortador de césped, el tema es uno de los que más se ha reproducido en series (Black Mirror, por ejemplo) y largometrajes. Lo que vamos a ver en esta serie, Upload, es solamente un aspecto del transhumanismo aplicado a la prolongación de la vida más allá de la biología, con un punto de romanticismo y bastante ingenuidad. No nos va a sorprender, si estamos al tanto de lo que es el transhumanismo. Sugerimos ver la charla sobre Cine y Transhumanismo en la que queda suficientemente claro el fenómeno).

“Nathan” es un joven programador informático, poco serio y bastante irresponsable, tiene una novia que no le satisface y un trabajo que le aburre. Además, es rebelde: no le gusta que los vehículos autodirigidos por GPS le lleven a su destino, prefiere conducirlos él y le gusta la velocidad. En una se estas escapadas, se empotra contra un camión. No muere, pero sí sale malherido y se le da la posibilidad de operarse a vida o muerte u optar por acceder a la nube y vivir una vida digital y sin problemas en un lugar paradisíaco. Opta por lo segundo. La empresa que presta este servicio tiene una serie de relaciones públicas y un servicio de atención personalizado a los clientes. A “Nathan” le toca ser atendido por “Nora”, otra joven, con la que, inmediatamente siente un feeling particular que ella también experimental. Aparece un triángulo en el que una parte es real, la novia de “Nothan”, “Ingrid”, de carne y hueso, rubia de bote, y “Nora”, situada en la frontera entre el mundo real y el digital, con capacidad para estar en uno y otro. Y, el frívolo, “Nathan” convertido en impulsos digitales por toda la eternidad en una nube en la que pronto encuentra amigos y compañeros.

Hace diez años esta temática hubiera sorprendido. En la actualidad, interesará solamente a los que no hayan consumido Black Mirror o se sientan particularmente atraídos por el movimiento y las posiciones transhumanistas.

¿Cómo entender la serie? No está del todo claro que sea una sátira tecnológica. Algunos de los elementos que aparecen en la serie, hoy ficción, se convertirán pasado mañana en realidad de consumo: para quien tenga tiempo de pagarlos. Móviles insertados en la mano que para utilizarlos habrá, simplemente que abrir la mano y extender el pulgar, coches guiados por GPS, hamburguesas hechas con tecnología 3D. La pregunta del millón que polariza todos los debates transhumanistas es si nuestra existencia digital y nuestra existencia biológica tendrán algo que ver y continuidad o la primera será una mera ilusión, pálido reflejo de la segunda. Si bien hay algo de sátira, la serie también puede entenderse como un catálogo de la ofertad transhumanista para dentro de 20 años.

La serie merece verse, no es excesivamente larga, se puede consumir en unas pocas sentadas (máxime en estos momentos de salida del confinamiento por el Covid), resulta agradable de ver, habrá cosas que nos sorprenderán, otras merecerán nuestra ironía, pero, en cualquier caso, ese es el futuro tecnológicamente optimista por el que las mentes más alucinadas del movimiento transhumanista quieren encarrilarnos.

(SI ESTA CRÍTICA LE HA SERVIDO PARA ALGO O LE HA AYUDADO EN ALGO, PULSE LA PUBLICIDAD QUE ACOMPAÑA Y QUE NOS AYUDA A MANTENER LA WEB. GRACIAS).

 

 

Anuncios