FICHA

Título original: Candice Renoir
Título en España: Candice Renoir
Temporadas: 6 (58 episodios)
Duración episodio: 50 minutos.
Año: 2013-2018
Temática: Policíaca
Subgénero: Intriga
Resumen: Una mujer madura que había estado separada del servicio durante diez años recorriendo el mundo con su marido, se divorcia y pide el reingreso como capitana de la policía. A partir de ese momento deberá compatibilizar el ser madre de cuatro hijos que piden más atención y trabajar al frente de un grupo policial algunos de cuyos miembros no la han acogido bien.
Actores: Cécile Bois, Raphaël Lenglet, Gaya Verneuil, Clara Antoons, Etienne Martinelli, Alexandre Ruscher, Samira Lachhab, Paul Ruscher, Delphine Rich, Stéphane Blancafort
Lo mejor: traer a la pequeña pantalla los problemas de las mujeres maduras que trabajan.
Lo peor: los toques de humor parecen insertados con calzador
Lo más curioso
: la audiencia se ha mantenido constante, con tendencia a la alza en sus seis temporadas.
¿Cómo verlo?: En el canal AXN (Movistar), puede bajarse mediante programas P2P y está a la venta en DVD.

Puntuación: 7

PROMO (en francés)

PROMO (en castellano)  

PROMO (en francés)

PROMO (6ª Temporada, en francés, subtitulada en castellano)

INTRO

MUSICA (Aretha Franklin)

VER SERIE (Movistar+)

DESCARGA TORRENT

WEB OFICIAL (AXN, en castellano)

WEB OFICIAL (FranceTV, en francés)

Comprarlo en Amazon (4 primeras temporadas, en francés)

 

Lo menos que puede decirse sobre CANDICE RENOIR

Serie francesa que cuenta ya con seis temporadas, producida y distribuida por FranceTV2, que ha demostrado contar con una sorprendente estabilidad en la audiencia. El peso de la serie recae, especialmente en las dos primeras temporadas sobre Cécile Bois que encarna el papel de “comandante Candice Renoir, nacida Muller”. Se trata de una serie que ha variado bastante de su primer episodio a la última temporada y que se ha ido adaptando a los gustos del público. Si los toques humorísticos eran raros y débiles en la primera temporada, poco a poco ha ido reforzando esta tendencia. Cada episodio es autoconclusivo y supone la investigación de un caso criminal.

La protagonista es una capitán de policía con cuatro hijos a cuestas y cada uno de ellos con los problemas de la adolescencia. Se ha divorciado después de pedir la excedencia diez años antes y seguir a su marido en sus distintos empleos a lo largo de todo el mundo. Ante su nueva situación pide el reingreso en el cuerpo de policía y es destinada a la comisaría de Séte en el Hérault, donde se encontrará a un grupo de policías que no están muy de acuerdo en ser dirigidos por una mujer que ha permanecido durante diez años fuera del servicio y que, para colmo, tiene que atender problemas familiares.

Tal es el planteamiento inicial que nunca terminará por diluirse del todo a lo largo de los 58 episodios filmados desde 2013 hasta 2018. Lo que ha variado es la carga cómica de la serie, casi imperceptible en los primeros episodios y que se ha ido reforzando. Siendo muy superior a Los hombres de Paco, esa podría ser la comparación con una serie española, salvo por el hecho de que ambas han seguido caminos opuestos: en la serie española, la comicidad de los primeros episodios no hacía presagiar que evolucionaría hacia el drama, mientras que en la francesa, la dirección ha sido exactamente la contraria. Estos cambios son, en cualquier caso, lo que ha permitido a esta serie adaptarse a los gustos del público francés que la ha recompensado con una audiencia fiel, por mucho que la crítica le haya sido ampliamente hostil.

Fuera de este elemento, se trata de una serie clásica: un grupo de policías entrar a investigar en cada episodio un caso concreto, interpolándose en el curso de la trama elementos sobre la vida privada de los personajes, especialmente de la protagonista. Nada que no se haya hecho antes y nada que no hayamos visto en muchas ocasiones, incluso con una protagonista femenina. La BBC nos ha obsequiado con varias series similares (Happy Valley, Marcella, etc.) que también abundan en las filmografías nórdicas (Forbridelsen con la protagonista “Sarah Lund”) y que repiten, mejorando y superando el modelo canónico originario (La mujer policía con Angie Dickinson). La diferencia es que la trama va a estar insertada en una región de Francia, nada más.

Candice Renoir es una de esas series que resultan entretenidas, pueden verse a pesar de que no contengan ningún elemento original, ni introduzcan innovaciones temáticas o narrativas. La protagonista resulta simpática, es más próxima y humana que las series norteamericanas y, por tanto, más asumible por un público que busca realismo. Serie ligera en su concepción, no decepcionará salvo a los que busquen productos espectaculares e inolvidables.

Anuncios